Inyección de plástico
PDFImprimirCorreo electrónico

 

La inyección de plástico, o más conocida como moldeo por inyección, es un proceso basado en la inyección a través de un pequeño agujero de materiales líquidos en un molde sellado a presión a baja temperatura.

Una vez se ha enfriado este molde que contiene el material líquido, el cual se ha convertido en material sólido, se abre y se extrae la pieza. De esta forma, dicha pieza adquiere la forma del molde en el que ha sido inyectada.

La inyección de plástico se utiliza sobre todo para la fabricación de piezas de plástico, entre otros elementos. Se trata de un proceso rápido que busca producir el mayor número de piezas moldeadas en el menor tiempo posible.

Las piezas para vehículos o aviones son algunos de los principales elementos fabricados bajo inyección de plástico, al igual que algunos juguetes que constituyen piezas en sí mismas, como pueden ser las piezas LEGO.

Se trata de un proceso que no daña el medio ambiente, a diferencia de otros que utilizan diferentes tipos de materiales, como puede ser el metal o la cerámica. Esto se debe a que la inyección de plástico no emite elementos contaminantes, lo que produce un impacto medioambiental nulo.

En XR66 nos preocupamos de la mejor ejecución de los procesos de inyección de plástico, pues cada punto de este proceso, al igual que cada detalle en la ejecución, constituyen un factor decisivo para la consecución de los mejores resultados finales.

Por ello, nuestra empresa emplea todos sus esfuerzos en llevar a cabo la mejor actividad en este proceso de inyección de plástico, garantizando las mejores piezas resultantes del mismo, y en consecuencia, el mejor empleo de dichas piezas en su utilización final.

En XR66 tenemos en cuenta todo el proceso de principio a fin, ya que cada parte es importante y determinará la calidad de los productos, y por tanto, del servicio que va a ser prestado posteriormente.